Gestión del Agua y Huella Hídrica

¿POR QUÉ AHORRAR AGUA?

El agua cubre casi un 80% de la superficie de la tierra. Aunque pareciera que es un recurso abundante, es importante destacar, que menos del 1% de ésta es apta para consumo humano.

El agua dulce a utilizar se encuentra en los lagos, ríos y lluvias y debe alcanzarnos para que cualquier ser vivo use la necesaria. Por eso, es importante mantenerla limpia, garantizando un crecimiento más sostenible para el futuro de nuestros hijos.

El agua es un insumo muy económico para los recursos naturales que hay, por lo que no pensamos en el ahorro de agua. Nos olvidamos de que más del 40% del agua que usamos regularmente es agua caliente y requiere un coste energético para ello. Así, encontramos que el precio puede ser más de cuatro veces el coste del calentamiento (y más si de electricidad se trata según el precio del mercado eléctrico actual).

OBLIGATORIEDAD NORMATIVA

En el ámbito municipal, multitud de localidades tienen aprobadas ordenanzas que regulan la gestión y el uso eficiente del agua.

Como puntos generales, se legisla ciertos puntos:

  • Instalación de contadores o equipos de medida.
  • Existencia de un contador individual en caso de instalaciones de agua caliente sanitaria centralizada.
  • Dispositivos de fontanería que reduzcan el consumo de agua.
  • En edificios de uso público, instalación de equipos sanitarios tipo temporizado o cualquier otro de cierre automático.
  • Regulación de vertidos acorde la legislación ambiental vigente.
  • Buenas prácticas de riego en el caso que la instalación tenga zonas verdes.

En muchas de ellas implementan la obligatoriedad de presentar ante órgano competente un Plan de Gestión Sostenible del Agua, como sucede en los municipios de Madrid, Torrelodones, Ciempozuelos, Comunidad Autónoma de la Región de Murcia, entre otros, si el consumo global anual supera cierto volumen. Éste depende del municipio, por ejemplo, en la localidad de Madrid o Torrelodones, éste es de 10.000 m³ al año, mientras que en Ciempozuelos es de 1.000 m³ anuales.

Es norma común que en todos los municipios se incorpore exigencia a la hora de instalar equipos sanitarios eficientes.

Una auditoría de hidroeficiencia le ayudará a conocer cuáles son los consumos y la tipología del equipamiento sanitario cumpliendo con la normativa.

  • Hidroeficiencia: Gestión y uso eficiente del agua.
  • Huella hídrica.

¿QUÉ ES LA HIDROEFICIENCIA?

La hidroeficiencia es el conjunto de acciones que permiten optimizar la relación entre las cantidades de agua consumida y los productos y servicios finales obtenidos.

En cualquier sector, es el resultado de:

  • Correcto diseño de las instalaciones.
  • En el caso de reformas, dotar a las instalaciones implicadas de dispositivos de ahorro.
  • Control de consumos y conservación de elementos de la instalación.
  • Conocimiento de las condiciones de uso de aparatos y servicios implementados.

Los estudios que SinCeO2 realiza se apoyan en el ciclo hidrológico del agua

Por tanto, el alcance de los estudios de hidroeficiencia es analizar las infraestructuras de agua para conocer el estado y uso que se hace de ellas. Para cumplir con ello, se tendrán presentes los siguientes puntos:

  • Promover la reducción de consumo de agua y asegurando su control.
  • Estudiar y regular la utilización de recursos hídricos alternativos.
  • Fomentar la eficiencia en el uso del agua.
  • Incentivar una concienciación y sensibilización del personal interno y externo.
  • Estudiar la situación respecto a regulación de vertidos.
  • Verificar la potabilidad del agua de consumo.

¿QUÉ SE REVISA EN UNA ‘AUDITORÍA DE HIDROEFICIENCIA’?

Para tener una idea exhaustiva de todos los usos posibles que se hacen del agua, en los estudios de hidroeficiencia que realiza SinCeO2, se analiza, entro otra información:

  • Situación y elementos de las acometidas.
  • Red interior de abastecimiento.
  • Posible aprovechamiento de pluviales.
  • Generación y distribución de la red de agua caliente sanitaria, así como la afección del tipo de combustible en el coste del metro cúbico del agua.
  • Identificación de zonas verdes.
  • Equipamiento sanitario de la instalación.
  • Estudio de sistemas de climatización.
  • Verificación y estudio de otros usos del agua en la instalación.

Lo ideal sería alcanzar un desglose por usos o demandas que se realizan en la instalación:

HUELLA HÍDRICA

La huella hídrica es un indicador medioambiental que define el volumen total de agua dulce utilizado para producir los bienes y servicios que habitualmente consumimos, es decir, nos da el agua que nos cuesta fabricar un producto, por ejemplo.

Con el indicador ’huella hídrica’ se evaluará el nivel de apropiación e impacto sobre los recursos hídricos que requiere la producción de un bien o la prestación de un servicio a lo largo de toda su cadena de producción, incluyendo las materias primas.

Su cálculo se establece como sumatorio de las necesidades de uso y consumo de agua en cada etapa de producción, desde el origen hasta el consumidor final.

Se mide en volumen por unidad de producto fabricado o servicio consumido. Consta de tres sumandos:

  • Huella hídrica verde: Contiene la fracción de huella que procede directamente del agua de lluvia o nieve y que se almacena en el suelo en capas superficiales al alcance de las plantas;
  • Huella hídrica azul: Agua que procede o se capta de fuentes naturales o artificiales mediante infraestructuras o instalaciones operadas por el hombre; y,
  • Huella hídrica gris: Volumen de agua contaminada en los procesos y que posteriormente es necesario tratar para cumplir con los parámetros exigidos por la legislación ambiental vigente a cauce receptor.

Para el cálculo de la huella hídrica habrá que realizar, al menos, una ponderación de agua de los tres tipos de agua vistos: verde, azul y gris.

¿PARA QUÉ SIRVE LA 'HUELLA HÍDRICA'?

La huella hídrica hace tomar conciencia del consumo de agua que necesitamos en todas nuestras actividades y sirve para tener un valor de referencia en nuestro uso del agua y sobre todo el valorar donde podemos mejorar como organización.

En base a la gestión y uso eficiente del agua, cifrar lo eficiente que somos y así poder establecer objetivos y un plan de mejora.

¿CÓMO SE CALCULA LA 'HUELLA HÍDRICA'?

El valor final de la huella hídrica se calcula de diversas maneras dependiendo de la metodología que se emplee:

  • Puede ser la suma de los tres tipos de agua (azul, verde o gris), o...
  • Suma de la huella hídrica directa (uso de agua por parte del productor para la producción) más la huella hídrica indirecta (uso de agua en la cadena de distribución del productor).

Para unificar todos los cálculos, la Organización Internacional para la Estandarización ha diseñado una norma técnica de aplicación universal ⇨ ISO 14046.

La ISO 46046 es la norma internacional que especificará los principios, los requisitos y guía para la evaluación y generación de informes sobre la huella hídrica. Evaluar posibles impactos medioambientales relacionados con el agua.

La norma ISO 14046 también ofrece la posibilidad de evaluar su huella hídrica en forma de un estudio individual en el que solo se tenga en cuenta el impacto relacionado con el agua. También permite considerar esto como parte de una evaluación de ciclo de vida donde se tengan en cuenta todas las consecuencias medioambientales.

La huella hídrica de un producto se calcula para conocer cuánta agua ha sido empleada en toda su cadena de fabricación.

SinCeO2 le ofrece el cálculo de su huella hídrica, tanto para disminuir su consumo del recurso y aumentar su eficiencia, como para conocer su impacto ambiental, minimizarlo y compensarlo posteriormente con actuaciones concretas.

El interés por la huella hídrica se origina en el reconocimiento del impacto humano en los sistemas hídricos, los cuales pueden estar relacionados al consumo humano u otros temas: escasez o contaminación del agua.

La huella hídrica está ayudando a crear conciencia sobre el impacto que nuestra forma de vida, los productos que consumimos y las formas de producción tienen sobre los recursos hídricos.

Esta conclusión a la que se llega, está íntimamente ligada con la realización de auditorías de hidroeficiencia, por la que la realización de un prediagnóstico o auditoría de situación de su instalación es el inicio para que posteriormente se calcule la huella hídrica.

El plan de acción que se plantee en la auditoría de hidroeficiencia, ayudará a reducir la huella hídrica, ya que pequeñas acciones a realizar pueden reducir el consumo de agua interno.

¿CÓMO PUEDE AYUDAR SinCeO2?

La huella hídrica es un indicador medioambiental que define el volumen total de agua dulce utilizado para producir los bienes y servicios que habitualmente consumimos, es decir, nos da el agua que nos cuesta fabricar un producto, por ejemplo.

Con el indicador ’huella hídrica’ se evaluará el nivel de apropiación e impacto sobre los recursos hídricos que requiere la producción de un bien o la prestación de un servicio a lo largo de toda su cadena de producción, incluyendo las materias primas.

Su cálculo se establece como sumatorio de las necesidades de uso y consumo de agua en cada etapa de producción, desde el origen hasta el consumidor final.

Se mide en volumen por unidad de producto fabricado o servicio consumido. Consta de tres sumandos:

EFICIENCIA

  • Realización de Planes de Gestión Sostenibles del Agua.
  • Realización de Auditorías Hídricas y energéticas (energía derivada del calentamiento del agua fría de consumo humano).
  • Prescripciones para proyectos y concursos.
  • Asesoramiento en hidroeficiencia.
  • Dimensionamiento de plantas de depuración y tratamiento.

REGULACION DE VERTIDOS

  • Tramitación y presentación de la documentación necesario de Identificación Industrial y Autorización de Vertido.
  • Asistencia técnica para campañas de aforo y muestreo.
  • Asesoramiento referente al tipo de tratamiento según calidad de vertido.
  • Optimización del sistema de depuración existente en su instalación.
  • Asesoramiento en la selección del sistema de tratamiento más adecuado según vertido y verificación del dimensionamiento y disño de equipos.

CONSULTORÍA EN LEGIONELOSIS

El equipo técnico de SinCeO2 cuenta con la cualificación para la realización de auditorías de control de la legionela, según Decreto 865/2003, por el que se establecen los criterios higiénico-sanitarios para la prevención y control de la legionelosis. Se actúa sobre:

  • Diseño de instalaciones (interiores de agua de consumo humano, torres de refrigeración y sistemas análogos, bañeras de hidromasaje...).
  • Revisión y mantenimiento existente en la instalación.
  • Realiazación de programas de mantenimiento adecuados según el tipo de instalación.

MONITORIZACIÓN DE CAUDALES

SinCeO2 ofrece un servicio de gestión eficiente en el uso del agua, mediante sistemas de control en el consumo, detectando fugas o demandas anómalas, lo que permite la posibilidad de actuar en tiempo real.

Esta tecnología permite conocer, una vez segregados los consumos por usos, el peso de la demanda respecto al total y plantear nuevas metas de eficiencia.

FORMACIÓN E INFORMACIÓN

SinCeO2 puede ofrecerle una relación de cursos, seminarios de formación acorde al Sistema de Gestión Ambiental que tenga implantado, así como la formación que se requiere en Planes de Gestión Sostenibles del Agua en la ciudad de Madrid.

Asimismo, puede organizar campañas de sensibilización en su instalación, tanto al personal interno como al público extermo que acude a la misma.

  • Formación acerca de Sistemas de Gesión en Hidroeficiencia.
  • Formación en cuanto a Sistemas de Calidad (ISO 1400, EMAS) o Planes de Gestión Sostenibles del Agua.
  • Ponencias sobre eficiencia hídrica elaboradas a medida.

HUELLA HÍDRICA

  • Análisis del balance de agua de la organización o producto.
  • Informe de huella hídrica.
  • Asistencia en la verificación de la huella hídrica.

Pídanos presupuesto y nuestro equipo técnico especializado le dará valoración económica.

El logro de sus metas, también son las nuestras

Últimas entradas en Huella Hídrica y gestión de agua