Los programas PAREER II y MOVALT han tenido un elevado número de solicitudes, lo cual ha llevado que se agoten rápidamente los fondos disponibles.